La vela latina es nuestro deporte vernáculo marítimo por excelencia. ¿Quién no conoce la gran afición que existe en nuestra ciudad? Miles de personas siguen las regatas en Las Palmas de Gran Canaria.

Por eso, reclamamos al PP que deje de marear la perdiz y que no genere  problemas que no existen. La vela latina se merece de las instituciones apoyo y no pegas. Exigimos al PP que solucione el problema que ha creado el Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria y garantice el cierre del carril derecho de la Autovía para la regata de este fin de semana. La vela latina no puede ser el espacio de disputa entre el PP en el Cabildo y el Ayuntamiento.

Ya en el año 2000, el Partido Popular prohibió aparcar en el carril derecho de la Avenida Marítima y esta decisión tuvo como principal consecuencia que el seguimiento de las regatas pasara de 10.000 a 200 personas, según denunció en su momento el concejal socialista en el Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria, Roque Díaz. Tras esta denuncia, el gobierno municipal de entonces rectificó la decisión y permitió aparcar para el seguimiento de la competición.

Ahora, trece años después, el Partido Popular nuevamente vuelve a poner en jaque el seguimiento de las regatas, al multar a los aficionados que aparcan en el carril derecho de la autovía, provocando el malestar de los boteros y aficionados a la Vela Latina. Y resulta sorprendente que, después de tantos años, ahora el Ayuntamiento capitalino pretenda inhibirse mirando para el Cabildo de Gran Canaria  para que regule el corte del carril en cuestión.

Puede que también te guste...